Acerca de…

Tocando corazones: Por Andrés Cifuentes Lozano

Diapositiva1 (3)


La poesía siempre es bella, pero ¿es lo más importante la belleza? ¿Acaso no es más importante el sentimiento? Bellas poesías están hueras, no buscan un fin, tal vez no sea esa la labor de la poesía, del mismo modo que no todos los huevos son incubados saliendo de ellos un ave. Siendo joven, esa poesía me gustaba, tropecé con Miguel Hernández como por accidente. No vi la luz, pero desde entonces ando intentado robar el fuego que no pudo robar Prometeo, para poder ver, pero también para calentar las lentejas. No pretendo emular a Prometeo, que busco el modo de que el hombre saliera de la Tierra, de la oscuridad a la luz. Ante la imposibilidad de encontrar un medio de salvación para el hombre. Prometeo roba a Hefesto y a Atenea la sabiduría de las artes junto con el fuego (ya que sin el fuego era imposible que aquella fuese adquirida por nadie o resultase útil) y se la ofrece, así, como regalo al hombre. Con ella recibió el hombre la sabiduría para conservar la vida, pero no recibió la sabiduría política, porque estaba en poder de Zeus y a Prometeo no le estaba permitido acceder a la mansión de Zeus, en la acrópolis, a cuya entrada había dos guardianes terribles. Pero entró furtivamente al taller común de Atenea y Hefesto en el que practicaban juntos sus artes y, robando el arte del fuego de Hefesto y las demás de Atenea, se las dio al hombre. Y, debido a esto, el hombre adquiere los recursos necesarios para la vida,pero no ser libre.No sé hasta que punto soy capaz de transmitir en esta “proesía” ese anhelo, esa búsqueda del fuego que no pudo robar Prometeo

El fuego que no pudo robar Prometeo – Poesía

Mirad la luna roja tras el cristal

Y no darse cuenta de sus lágrimas,

Ignorando el sufrimiento

Con los ojos del rey

Presidiendo el banquete.

En días como estos

en que la senil arruga se refugia bajo el puente,

y las infantiles risas se refugian bajo el cartón,

En estos días debería revolucionarse el corazón.

Si el río se desborda…

La culpa del imprudente que se refugia bajo el puente,

yo estoy a salvo, canto a la belleza, canto a la vida.

Ya no existen poetas prometeicos,

existe la poesía por la poesía,

la belleza por la belleza.

Gaviotas hambrientas devoraron los hígados de Prometeo.

Hércules, libertador de Prometeo…

Ahora corrompido

Por el poder del más ruin de los dioses

Empuña la eslinga

Que degolló la esperanza antes de renovarse la rabia…

Aspira a sentarse en su trono.

De nada sirve el fuego sino calienta la vida…

¿y la poesía ?

VER ORIGINAL

 

¡Click aquí para regresar a la página de inicio del blog!

9 comentarios el “Acerca de…

  1. Doy las gracias a Julie Sopetrán por la recomendación tan fehaciente que ha hecho de cada uno de tus blogs. De momento me he detenido en este porque “toca los corazones”, y ya me lo ha tocado y sorprendido este “Acerca de mi” y su contenido.
    Es bellísimo el poema de tu tarjeta de presentación.
    Desde hoy, 1 de septiembre, formará el contenido de este blog parte de mis lecturas favoritas.
    Saludos y buen día.
    Isabel.

    Le gusta a 1 persona

  2. Gracias Isabel por tus elogios hacia mi blog, intento plasmar los poemas de las personas que sigo lo mejor que puedo, a pesar de que dichos poemas no necesitan divulgación, ya que todos lo enamorados de la poesía, podran deleitarse con ellos como yo lo hago con los poemas de nuestra amiga Julie Sopetrán.
    Buenos días y un saludo.
    Andrés.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s